** Cupones Descuentos Grupo Amigos / Group of Friends package Discount **
Carrito
No hay productos en el carrito

Ayuno intermitente: beneficios y más.

El ayuno intermitente ha sido un tema muy debatido hasta el día de hoy. Conocer sus beneficios es imprescindible, pues puede ayudar a personas de todos los perfiles (sean deportistas o no). En este artículo te contamos en qué consiste al detalle.

Ayuno intermitente: beneficios y más.

Conociendo el ayuno intermitente

Realmente, se podría decir que este método es una forma de hacer dieta, considerando los periodos libres de ingesta de alimento. En sí, se trata de comer dentro de una ventana determinada de tiempo y ayunar el resto de horas.

Pero, ¿qué es lo que realmente produce el ayuno intermitente? En pocas palabras, puede potenciar la pérdida de peso, algo muy interesante para aquellos que buscan este objetivo. Las evidencias científicas también indican que el ayuno puede ayudar a conseguir una mayor concentración mental, puede reducir la presión arterial y el estrés oxidativo, así como aumentar la sensibilidad a la insulina (un punto muy importante al prevenir la diabetes). 

Si eres atleta, estarás preguntándote si además de los anteriores beneficios este método puede también potenciar, en concreto, tu rendimiento deportivo. La respuesta es afirmativa, pues el ayuno permite potenciar el fenómeno de autofagia, promoviendo la renovación de las células y desechando las más viejas. Además, disminuye la utilización de glucógeno muscular. En sí, parece ser que con este método puedes enseñar a tu organismo a hacer mayor aprovechamiento de las grasas, siendo más eficiente a la hora de practicar determinados deportes (como realizar carreras de resistencia).  

Métodos de ayuno intermitente

Si deseas probar el ayuno intermitente, debes conocer varios enfoques. Por supuesto, el que mejor se adapte a ti dependerá de tus horas de entrenamiento, el tipo de ejercicio que realices y de otros factores. Un profesional puede ayudarte a realizar un plan de alimentación añadiendo los ayunos adaptados a la práctica deportiva.

Uno de los métodos más populares es el de estar en ayunas durante 16 horas e ingerir alimentos en el periodo restante de 8 horas. Puedes lograrlo si, por ejemplo, te saltas la cena y el desayuno del día siguiente. Todas las kilocalorías las consumirías entre el mediodía y las 20 h. Alternativamente, algunos ayunadores prefieren el método 5:2 en el que solo se come cinco días a la semana y se ayuna durante dos días seguidos. En los días de ayuno, tan solo se podrían consumir 500 calorías como límite, una práctica un poco drástica y quizás poco recomendable para los que entrenan vigorosamente.

Lo que en definitiva debes conocer, si eres un atleta, es que al incorporar los ayunos en tu horario de alimentación, lo más recomendable es incluirlos una vez cada siete días. La razón detrás de esto es que la mayoría de deportistas atletas deben tener al menos un día de descanso completo por semana. En este día de descanso se puede añadir ese día de ayuno. Y, en todo caso, si ha de romperse el ayuno, que sea a base de una pequeña comida con grasas saludables y verduras, para así ingerir un mínimo de calorías, mantener la insulina baja y permitir al cuerpo utilizar la grasa como combustible.

¿Qué hay de hacer deporte a primera hora sin desayunar?

Seguramente, también hayas oído hablar de realizar ejercicio a primera hora, sin haber realizado el desayuno. La idea es que con esta práctica agotes la reserva de hidratos de carbono, obligando al cuerpo a que utilice las grasas como fuente de energía durante el resto del día. Eso sí, te aconsejamos que, al realizar actividad física en ayunas, elijas siempre ejercicios aeróbicos sencillos, como una carrera o caminata suave a primera hora de la mañana. 

Como bien hemos comentado, es clave llevar a cabo el ayuno intermitente con un profesional. Si no, se podrían experimentar efectos indeseados como pérdida de masa muscular o disminución del rendimiento.

Publicado el 3/4/2021
RSS 2.0 (El Deporte Nuestra Pasión)

Deja un comentario

( * ) Campos obligatorios
Tiempo de carga: 0.234 segundos